Mar01192021

Last update11:11:07

El juego limpio del tocho NFL

  • PDF
Usar puntuación: / 17
MaloBueno 

Si de algo he quedado convencido al participar como delegado en el recién terminado torneo nacional de tochito NFL 5 vs 5 sin contacto categoría Vince Lombardi (niños de 13 y 14 años) que se celebró en la ciudad de Monterrey es que el juego limpio supera todas las barreras ideológicas, sociales y de cualquier índole que pudieran existir para que la gente conviva y se divierta haciendo lo que más le gusta.

Varios ejemplos observé en el desempeño del torneo pero hubo dos en especial que me llamaron la atención y esos se produjeron en la gran final entre los representantes de Jalisco (Colts) y el Distrito Federal (Bears) donde además de jugarse el campeonato nacional estaba de por medio un premio consistente en un viaje a la ciudad de Orlando todo pagado para el equipo vencedor.

El equipo de la ciudad de México ganaba al cierre del partido y los de Jalisco necesitaban anotar rápido, estaban metidos dentro de su yarda 5, el tiempo se acababa y la desesperación en las tribunas era latente. El QB de los Colts conocía la potencia de su brazo era capaz de cruzar la cancha de lado a lado y tenía un buen esquive de oponente o el “rusher” –como se le llama- que obviamente era el jugador más rápido de los Bears. Al ser centrado el ovoide el Qb corre hacia un lado y trata de eludir al rusher todos sabíamos que si lo lograba, como ya había sucedido en otras jugadas, Jalisco tenía una buena oportunidad de anotar y cerrar distancia, pero el rusher se lanzó por los aires y limpiamente, sin tocar al Quarterback, le quitó la banda en el momento justo que el mariscal intentaba el movimiento de cintura, ¡fue una gran jugada defensiva!

Y aquí la lección: el Quarterback de Jalisco antes que frustrarse o molestarse fue y ¡levantó a su oponente, tomó su banda y le dio frente a todos un gran abrazo sonriéndole y felicitándole por la espectacular jugada que acababa de realizar!

 

La segunda sucedió al final del partido uno de los jovencitos de Jalisco soltó en llanto cuando pasaban a saludar caballerosamente a sus oponentes y el coach del Distrito Federal se detuvo, lo abrazó y no lo soltó, quizá ya no saludó a los otros rivales pero a este gran jugador de Jalisco le dio todo su corazón y lo consoló y seguramente le dio palabras de aliento pues sin duda había sido un gran rival en el terreno de juego. ¿Quién es más campeón? La respuesta no la conozco, para mi son ambos equipos porque saben honrar el juego limpio, a sus oponentes y a la liga donde juegan. Eso señores no tiene precio, no se paga con nada. Sencillamente los que fuimos testigos de ambas situaciones se nos pone la piel chinita y nos renace la esperanza de que los jóvenes bien dirigidos y formados pueden ser sin duda el mejor mañana que espera a nuestro país.