Mié12192018

Last update10:25:27

Fueron campeones hace treinta años

  • PDF
Usar puntuación: / 13
MaloBueno 

 

Hace treinta años, en 1983, cuando una buena parte de la juventud en el mundo bailaba los ritmos de la música Disco, había otros jóvenes del norte de México que preferían los “corridos” de los Tigres del Norte o de los cadetes de Linares.  Y no solo eso, también iban a la Universidad y entre reglas y escuadras aprendían la profesión de ingenieros civiles.

 

 

Poco ortodoxos en el uso del buen hablar, su vocabulario era directo y contundente: “mascaban tornillos y salían clavos”.  En su formación académica cruzó su camino un equipo deportivo en el que incursionarían, participaron no solo para hacerlo Campeón, sino para forjar una leyenda.  Ellos fueron el equipo de futbol americano Castores de la Facultad de Ingeniería Civil de la UAC.

Esa edición de los Castores conjuntó a un grupo de muchachos que venían de obtener un campeonato de categoría novatos en 1982 y un subcampeonato en la categoría intermedia regular en el mismo año al haber sido derrotados en la final por el Tecnológico de Saltillo 9-6 en una tarde del mes de mayo.

 

1983 era el año de la revancha y la apoteósica inauguración en el estadio olímpico de la ciudad deportiva fue el mudo testigo de un incierto arranque de temporada al doblegar a los Tigrillos de la Facultad de Jurisprudencia 14-8.  Una semana más tarde el equipo no terminaba de embonar y con un adverso 12-6 y menos de 1 minuto por jugar le dan la vuelta al marcador 13-12 para vencer a unos encastadísimos Búhos de la Preparatoria Nocturna.

La tercera jornada convocó al llamado “Clásico de Campo redondo” o de las “reglas T y las escuadras” era el choque contra la Facultad de Arquitectura.  Los Castores fueron contundentes y el marcador de 25-0 así lo indicaba.

La cuarta jornada enfrentó a los entonces líderes del torneo: Los Castores de Ingeniería y los Daneses del Ateneo Fuente.  En una tarde triunfal los guindo y oro de Campo Redondo se sublimaron para despachar a las huestes ateneístas con un marcador de 19 puntos a 6.

El 30 de abril se programó para las 10 de la mañana el juego que definiría al campeón 1983: Castores de la Fac. de Ingeniería Civil (subcampeones 1982) y Burros Pardos del Tec Saltillo (Campeones 1982) ambos invictos hasta esa penúltima quinta fecha. En el primer cuarto un gol de campo de Francisco Javier Martínez (15) “El mariachi” pone adelante 3-0 a los de Civil.  Para el segundo cuarto “La araña” Reséndiz (47) corredor del Tec anota y al fallar el extra las cosas son 6-3 Tec Saltillo.  Y en la segunda mitad una atrapada a una mano de “La Iguana” Ibarra (44) deja el ovoide a 8 yardas desde donde una optativa counter ve coronar en las diagonales la anotación de José Inés Gallegos (26) “Chonito”.

El marcador final 10-6 daba el título a los Castores.  Una manta ondeaba en la cerca del estadio olímpico que decía “Yo sabía que en la revancha te tenía que hacer perder…”

José Inés Hernández, Andrés Mario Perales, Miguel Martín Díaz y Oscar Dávila Olivares eran los coaches de este team que escribió con letras de oro su paso por el futbol americano universitario como uno de los mejores equipos de la década de los ochenta y que este año habrán de reunirse para rendir homenaje a su coach Miguel Martín y de paso festejar esos 30 años de un campeonato que tatuaron en su piel.

 

Algunos de aquellos jugadores que estuvieron en la línea de fuego podemos recordar a César Augusto Jiménez, José Cruz Sonora, Héctor Berlanga, Jorge Rodríguez Nohemí, Antonio Perales, Antonio “Profe” Ramírez, Raúl “Kuwait” Vázquez, José Picón, Elí, Jorge Rodríguez “Cocona”, Inés Gallegos “Chón”, Hector Cisneros Matamoros “La hormiga”, Los gemelos Ramos, José Ángel Rodríguez (qepd),  José García “pepón”, “Osa” Gerardo Esquivel, “Japas” Alejandro Narro, Juan Reyna Medellín “Chocolate”, Benito Pintor, Mario Tanaka, David el “Cubo”, Federico Martínez “Geremas”, “Agüita” Villarreal, “Tapir” Antú, Antonio “La vaca” Canales, “Ciego” Mata, “La Chilis”, “El Panda”, Musa, “La boa”, “mariachi” Martínez, “El zurdo”, y otros más que escapan a la memoria.

 

 

Ibarra (44) la recepción más importante del torneo 1983.

 

 

articulos

Y llegaron los noventas

Como un preludio alusivo del fin de milenio, llegaba la ultima década del siglo XX con unos años noventas que verían el cambio total que sufrió nuestro país y nuestro fútbol americano.